16 cosas que NUNCA en la vida debes decirle a tus damas de boda

No hay nada más especial que elegir a tus damas de boda. Antes, sólo era necesario designar a una sola chica que te ayudara con los pendientes y tareas de la boda; sin embargo pareciera que la tendencia apunta a conformar un séquito de estilos, personalidades y mentes que te acompañen en ese día tan especial. Y es que, ¿qué de malo puede tener organizar tu boda con ellas?

Foto: Ricardo Arellano

Con todos los preparativos de la boda, el estrés y tus expectativas, es probable que pienses que sólo tú estás pasando por una crisis. ¡Ojo! Tus damas de boda también suelen tener momentos difíciles, en los que las tensiones pueden hacer de las suyas para que se sientan mal o poco cooperativas contigo. Si en algún momento pasa eso, ¡no te desesperes! Y tampoco se te ocurra decirles alguna de estas 16 cosas. Toma nota y no dejes que algún día salgan de tu boca… ¡Por favor!

1. Ten por seguro que tu serás la próxima: Puede que en tu mente suene bonito y parezca un comentario inofensivo, pero debes de tomar en cuenta que no todas tus damas de boda están deseosas por caminar hacia el altar, formar una familia y convertirse en esposas. Que tú hayas dado el gran paso, no significa que ahora puedas mencionar quién, a tu parecer, será la próxima en dar el “Sí, acepto”.

2. Nada más te digo que YO tengo que ser la protagonista: No hay duda que ésta es una de las peores frases que una dama de boda puede escuchar. A ver, es evidente que nadie le pondrá más atención a ella que a ti, así que no hace falta que se lo recalques a una en especial. En serio no lo hagas.

3. No pretendas ser mi sombra… Por favor, por lo que más quieras, este tipo de frases y pensamientos bórralos de tu mente ¡ahora mismo!

Foto: Kape Photography

4. Entiéndelo, ¡es mi día!: Créenos, tu dama de boda sabe perfectamente que en ese gran día todo gira en torno a ti y a tu prometido. Ahora, eso no quita que ella también pueda sentirse emocionada por todas las sorpresas que habrá en tu ceremonia. No confundas su entusiasmo con un plan malévolo para robarte la atención y dejarte en ridículo… Considera que es 100% absurdo.

5. Ni te preocupes, nadie te volteará a ver: ¡Otra vez! Ella ya sabe cuál es su papel en el día de tu boda, que deberá acompañarte y ayudarte en lo que haga falta, pero tampoco es necesario que salgas con este tipo de frases tan feas. Si ella quiere arreglarse para verse linda en tu boda y armonizar contigo… ¡Déjala!

6. Oye, me tienes que ayudar con TODO lo que te pida, ¿eh?: Sí, es cierto que tus damas de boda están ahí para ayudarte y brindarte su apoyo, pero tampoco confundas eso con que ella te organice absolutamente todo y sea la encargada de cumplir con todos tus caprichos.  Recuerda que las también necesitan de tu comprensión.

7. Ni se te ocurra ponerte borracha… ¿En serio? Créenos, no querrás decirles nada como eso. Sobra, ¡y mucho!

También lee: TEST: ¿Ya sabes qué tipo de novia eres? ¡Descúbrelo!

Foto: Yessica Cruz

8. Me tienes que regalar algo bonito: A ver, tan sólo ponte a pensar en todos los gastos que han tenido que hacer tus damas para poder estar contigo el día de la boda: vestidos, maquillaje, peinado, zapatos, accesorios, traslados, hoteles, etc. ¿En serio les vas a pedir que aparte te regalen algo? Si lo hacen, ¡genial! Si no te llega nada, tampoco te sientas ofendida. Los recursos siempre son limitados.

9. ¿Por qué te habrá elegido?: Aunque esta pregunta suele hacerse entre las mismas damas, lo mejor es que no la provoques. Si no eres la novia, lo ideal es que te conformes con su decisión y pongas lo mejor de ti para llevarte bien con todas, sin importar los motivos por los cuales son parte del cortejo.

10. Jamás imaginé que serías su dama de boda: ¡No y no! Otra vez, la novia es la única que puede tomar estas decisiones y sus razones tendrá. Si eres invitada a la boda, por favor no se te ocurra hacer esta pregunta ¡en ningún momento! Es de lo más hiriente.

11. El vestido que elegí para ustedes es caro, ni modo: Antes de que elijas el vestido para todas las damas, considera que su presupuesto puede ser un tanto limitado.  A menos que las ayudes con una parte del costo, lo mejor será que les mandes las imágenes de los estilos que buscas y que ellas compren el vestido de acuerdo con la inversión que buscan hacer. Tampoco las obligues a gastar de más.

También lee: Los ocho pasos que necesitas seguir para tener la boda de tus sueños.

Foto: María Escoto

12. Hay que maquillarnos y vestirnos todas juntas: Es posible que el maquillista o peinador que hayas elegido las pueda peinar a todas, pero asegúrate de preguntarles primero si ellas ya tienen algún otro contacto con el que les gustaría arreglarse. No se te olvide.

13. Oye, yo creo que vas a tener que bajar de peso: Esta frase está prohibida para que la digas enfrente de tus damas de boda, ¡y de cualquier otra mujer! Es un NO rotundo.

14. Ahora tus fines de semana me pertenecen: Es posible que tus damas de boda estén muy contentas de formar parte de tu cortejo, pero tampoco te olvides que ellas tienen vida social y compromisos familiares que deben atender los fines de semana. Si quieres a alguien que te ayude con la planeación total de la boda, mejor contrata a un wedding planner y pon todas tus esperanzas en él o ella.

Foto: The Times We Have

15. No sabes la que te espera: Esta es una de las frases más típicas que, desafortunadamente, tiene un impacto importante en quienes mueren por ser damas de boda y aún no lo han sido. ¿El propósito? Desanimarlas y hacerlas pensar que no es una tarea especial.

Y sobre todo…

16. La verdad no quería pedírtelo, pero sabía que te haría ilusión… ¡Por favor no lo hagas! Si de plano no quieres a esa persona en tu cortejo, mejor no la invites. Es de muy mal gusto que le digas algo como esto, a pesar de todo el esfuerzo, dinero y tiempo que ella está invirtiendo en TU boda. Piensa en cómo se va a sentir si se lo dices. Si sabes que es algo que no tomará de la mejor manera, lo ideal es guardar silencio.

Foto: Yessica Cruz

También te recomendamos: 5 cosas que tienes que saber si te casas en 2018 y 4 cosas en las que vale mucho la pena invertir para el día de tu boda.

Fotos de Ricardo Arellano, Kape Photography, Yessica Cruz, María Escoto, The Times we Have

Contacta con las empresas mencionadas en este artículo

Escribe tu opinión

Foto: Ricardo Arellano
35 cosas que una mamá debe decirle a su hija antes de la boda: La 12 y 13 le darán vida a tu matrimonio
Una madre jamás se cansa de enseñar cosas maravillosas a sus hijas. Estas 35 cosas son esenciales para acercarlas ¡aún más!
Juan Luis Photographer
Estas son las 5 cosas que NO debes decirle a la novia antes de la boda: Pon mucha atención a todas
La mente de una novia está trabajando constantemente, existen presiones, responsabilidades y tareas que deben concretarse y que, seguramente, pueden ponerla nerviosa.
8 cosas que NO debes decirle a tu novio antes de la boda
8 cosas que NO debes decirle a tu novio antes de la boda
Antes de que caigas en la locura de la expectativa y el paso tan importante que estás a punto de realizar, a continuación te contamos cuáles son las 8 cosas que no deberías decirle a tu novio antes de la boda. Nunca. Jamás. Ni se te ocurra. ¡Toma nota!

Crea gratuitamente la web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¡Tu empresa también puede estar en Zankyou!
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en 23 países. Más información